¿Sentir o pensar?

¿Cómo te dejo ir?

A veces me pregunto si lo que me decías en persona y en tus cartas lo sigues pensando. ¿Sigo siendo la más bonita? ¿Sigo siendo esa persona que te dio tanta felicidad durante tanto tiempo? ¿Sigues creyendo que soy buena en lo que hago?
Créeme que todo lo bueno que yo te decía aun lo creo y aun te lo pudiera decir de frente y sin titubear.
Para mí tú sigues siendo el más guapo, aunque suene cursi. El que con sólo cruzar por mi mente dibuja una sonrisa en mi cara. Sigues siendo tú con el que imagino un futuro. Siguen siendo tus brazos mi lugar favorito.
Pero también sigues siendo la causa de mis lágrimas y de mi mal humor. De mis corajes y de mis días negros. Sigues siendo todo eso que quiero y que no quiero. Todo eso que amo y que odio. Y es que sigues en mi mente, es inevitable.

A veces creo que eres mi destino y que el tiempo sólo nos está preparando para estar juntos una vez más. Creo que nuestro lazo es tan fuerte que estar separados de por vida no es una opción. Pero me da miedo estar atada a estos pensamientos porque, ¿y si no estoy en lo correcto? ¿Y si fuiste pasajero? ¿Y si de verdad ya nunca volvemos a estar juntos?
Dime pues, ¿cómo salgo a flote? ¿Cómo le hago para poder respirar una vez más? ¿Cómo me desprendo de la idea de ti?

Dime tú, ¿cómo te dejo ir?

Ana Lucía.

Anuncios

3 comentarios sobre “¿Cómo te dejo ir?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s